Sexualidad

Matapasiones: 7 formas de apagar la libido

Cómo terminar con la pasión en el dormitorio (1/8)

 

En momentos de intimidad de pareja, no hay nada que estropee más la atmósfera que una frase mal dicha, un apodo cursilón, unos calcetines puestos o la ropa interior inapropiada. Si usted quiere mantener el erotismo y sorprender –sin ahuyentar- a su romance, ¡intente evitar los siguientes matapasiones!
 

Ingredientes mata-pasiones que arruinan una velada (2/8)

 

En el dormitorio de una pareja, hay algunos anafrodisíacos o matapasiones de los que usted debería prescindir si no quiere que su pareja eche a correr y no regrese nunca más. Aléjese de las cenas con ajo que alejan hasta al amante más apasionado y aparezca como el hombre o mujer sexy y romántico que su pareja está esperando.

¿Apodos cariñosos o matapasiones? (3/8)

 

Los apodos cariñosos con los que solemos llamar a nuestra pareja, deberían esperar fuera del dormitorio. No hay nada menos sexy que llamar a tu amante “gordito” o “pichurrina” en un momento de pasión. Si usted es de los que no puede pasar sin llamar a su pareja de forma cariñosa, busque algún otro nombre del estilo: “fiera” o “leona”. Puede que para los más acaramelados funcione de manera erótica y no como matapasión.

Calcetines en la cama (4/8)

 

No quitarse los calcetines en la cama, por mucho frío que haga, no debería de estar permitido. Las mujeres dicen ¡no! a los hombres con los calcetines puestos en la cama. Después del trote de todo un día de trabajo, sudados y hablando por sí solos, los calcetines no pueden quedarse. Aunque no sean blancos, no hay nada menos sexy y más ridículo que un hombre desnudo y con los calcetines puestos.

La ropa interior-faja (5/8)

 

Muchos hombres, si no la mayoría, reaccionan con alergia a la ropa interior femenina cómoda. De color carne, con motivos de Disney o tipo faja a lo Bridget Jones, las mujeres deberían prescindir de estas prendas a la hora de dormir con su pareja. No hay nada que apague más la libido de un hombre que la ropa interior no-sexy. Al menos, no vista esta indumentaria en los primeros meses de la relación, si bien es buena la confianza en pareja, seguro que no quiere aburrir a su amante en la cama.

Manías que terminan con el deseo sexual… (6/8)

 

No solo las prendas de vestir pueden terminar con la pasión en la cama. Mata-pasiones son también la poca amabilidad, la arrogancia o el poco cuidado personal, que pueden hacer poco atractiva a cualquier persona. Las mujeres escuchan a regañadientes los faroles que se echa un amante fanfarrón. Y los hombres, no pueden soportar escuchar el repertorio de cualidades del ex novio de su amante… Si a esto le sumamos una imagen desaliñada, es posible que el romance pierda puntos.

…y comentarios inapropiados que no pegan en la cama (7/8)

 

Aunque la sinceridad es un indispensable en casi cualquier relación, en la cama hay comentarios que es mejor ahorrarse, como por ejemplo: ¿cuánto hace que no vas al gimnasio? Porque, a quién le gusta realmente escuchar estos comentarios en un momento tan íntimo? Evitemos frases anafrodisíacas, que despiertan inseguridad y terminan con el juego sexual.

¿Te ha gustado? (8/8)

 

En el momento de después, la pregunta ¿te ha gustado? sobra. A menos que uno esté completamente seguro de sí mismo y no tenga miedo a recibir críticas, evite hacer una pregunta tan poco oportuna y menos aún original. Más vale fijarse en los hechos y dar la propia opinión, eso sí, que sea positiva también. Disfrute con su pareja del momento y no se deje llevar por preguntas que no hacen sino que terminar con la pasión en una relación. No sea usted matapasiones, ¡su pareja se lo agradecerá!

| |
  Escribir comentario:

 
  1 comentario sobre "Matapasiones":
load